Juan Pablo Pozo se internó en una clínica para tratar su adicción a los chocolates

Después de ser acusado injustamente de fraude electoral, el expresidente del Consejo Nacional Electoral recurrió a los chocolates para superar su depresión.
El chocolate fue la salida que Pozo encontró para superar su depresión y calmar la ansiedad que sufrió después de los comicios electorales a inicios de este año.
Sin embargo, personas cercanas a Juan Pablo comentaron que si bien logró superar su ansiedad, se volvió dependiente del chocolate y en las oficinas del CNE se lo observaba siempre cargando una bolsa de chocolates.
Su adicción a los dulces habría sido un factor determinante para que el exprincipal del CNE dejara el cargo apenas cumplido el ciclo para el que fue elegido y no pidiera una prórroga tal y como se lo permitía la ley electoral.
Pozo ha pedido que se respete su privacidad mientras supera su adicción, para esto el niño chocolate se ha internado en una clínica de rehabilitación y dijo que abandona la escena pública y política del Ecuador.

Total
0
Shares
Related Posts
close